Crecimiento: el relato se antepone a la realidad

El economista Claudio Suchovicki explicó que, pese a que el Gobierno se aferra al hecho de que la economía argentina se ha recuperado respecto a la caída observada en la pandemia -cuando sufrió una caída del 9,9%- e incluso se prevé que esta crezca levemente, esta percepción es una «ilusión» basada en un consumo que, en realidad, empuja la inflación y la gestión de expectativas. el efecto de la inflación «distorsiona la confusión de que vos estás creciendo cuando en realidad te estás descapitalizando», debido a que los argentinos generalmente buscan «sacarse los pesos de encima».

Claudio Suchovicki

Según el licenciado en Administración de Empresas especializado en Mercado de Capitales, el efecto de la inflación «distorsiona la confusión de que vos estás creciendo cuando en realidad te estás descapitalizando», debido a que los argentinos generalmente buscan «sacarse los pesos de encima».

«Vos crees que hay una ilusión de consumo porque me estoy stockeando porque no quiero tener pesos, pero al mismo tiempo esto implica que me estoy descapitalizando porque no se invierte en aeropuertos, en rutas, etc.», detalló el especialista.

Es por esto que Zuchovicki asegura que la suba sostenida de precios «distorsiona ineficiencias» ya que muchos productores «creen que están ganando plata» al especular con los valores que le ponen a sus productos a raíz de la inestabilidad de la inflación. No obstante, para el financista esto en realidad se basa en «ineficiencias productivas».

En esta línea, ilustró con una fábula para aseverar que en el país «nos creemos águilas y somos cuervos». Así lo explicó: «Cuando un cuero ve como un águila caza a una oveja, lo quiere imitar, y cuando el cuervo quiere cazar la oveja, se queda enredado porque no tiene la habilidad del cuervo», explicó Zuchovicki, atando su ejemplo a la economía argentina.

A través de esta enseñanza, Zuchovicki remarcó nuevamente que «la Argentina a veces confunde la realidad con el relato». E ilustró con la licuación del poder de compra: «Cuándo dicen ‘acá no va a haber ajuste’, ¿ajuste de quién? si lo que está siendo claramente licuado es la jubilación».

Para explicar, pidió dividir el salario promedio de los jubilados por el valor de un ibuprofeno: «Eso es el poder de compra del salario y hoy en día hay una gran distancia entre el valor de los activos y este».

Y concluyó: «Como el Estado no tiene una política a tono para hacer ‘sintonía fina’, de hacer la famosa segmentación, el progresismo, etc. termina licuando todo por general, por eso las crisis sociales», consideró Zuchovicki.

Por qué los argentinos sacan los dólares del país 

Zuchovicki también le respondió a la ex presidenta y actual vice, Cristina Fernández de Kirchner, y sus dichos del pasado viernes en el acto sostenido por el oficialismo en Plaza de Mayo: luego de que la titular del Senado se refiriera a quienes poseen dinero en paraísos fiscales, el especialista en finanzas culpó al Estado por la evasión ya que, según él, es responsabilidad del Gobierno evitar esta práctica.

Por otro lado, también se refirió a los argentinos que apuestan a invertir y trabajar en el exterior y no en el país: «Los precios son un lío. Si Uruguay vale cuatro veces lo que vale la Argentina o Miami vale cinco y hay mas gente yendo para allá, tengo que preguntar quién tiene mejor calidad de vida», cuestionó Zuchovicki.

«La gente se va por seguridad física y jurídica», remarcó el especialista. Y ensayó una justificación: «Por esa razón muchos argentinos decidieron tener la plata afuera de la Argentina».

La Plaza de la fractura: condicionamientos de Cristina, el retruque de Alberto y más grieta con la oposición

El pasado viernes 10 de diciembre, la vicepresidenta fue explícita en su exigencia al presidente respecto al cierre de un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el dinero fugado de la Argentina: «Comprométase Presidente que ese sea un punto de negociación en el FMI. Que se pague con los dólares fugados. Porque no es cierto que en Argentina no hay dólares sino que se los llevaron», arremetió.