En Córdoba el fuego avanza y los vientos complican las tareas de los brigadistas

Ya van cinco días consecutivos con incendios forestales activos en distintos puntos del norte de la provincia de Córdoba. Hacia la tarde de este miércoles se registraban varios focos en los departamentos Tulumba, Río Seco y Sobremonte. Más de 470 bomberos y brigadistas se encuentran apostados en el terreno tratando de apagar las llamas, con la asistencia desde el aire de siete aviones hidrantes que realizan aplicaciones de agua. Los operativos se dan en una jornada con clima adverso: los fuertes vientos dificultan las tareas.

Incendios forestales en Córdoba

Las complicaciones eran esperables: según el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), para hoy se anticipó una alerta amarillo por fuertes vientos para Córdoba y otras cuatro provincias. “El área será afectada por vientos del sector sur con velocidades entre 30 y 50 km/h, y ráfagas que pueden alcanzar los 75 km/h”, indicaron desde el organismo. Se prevé que las condiciones climáticas mejoren para mañana y el viernes.

El director General de Protección Civil de Córdoba, Diego Concha, especificó esta tarde que se registran frentes de fuego activos sobre la ruta 21, desde Caminiaga hacia Cerro Colorado y San Pedro Norte, y en regiones próximas a Villa María del Río Seco y San Francisco del Chañar. Los incendios comenzaron el pasado viernes y se investiga si se produjeron por los rayos caídos durante una tormenta eléctrica.

Las autoridades además confirmaron que “en la región próxima a Tulumba el incendio se encuentra contenido y un gran porcentaje en guardia de cenizas”.

En este contexto, Concha alertó sobre la escasa visibilidad en toda la zona afectada e insistió en evitar circular en la región porque hay diversos caminos internos cortados al tránsito.

“Sigue soplando el viento sur, por lo que la Policía ha implementado cortes de ruta por la escasa visibilidad, polvo y cenizas en suspensión. Hay que tener muchísima precaución y evitar la circulación”, recomendó el funcionario municipal.

En relación a esto último, desde el Ministerio de Seguridad provincial señalaron que la Policía Caminera interrumpió el tránsito vehicular sobre la Ruta Nacional 9, entre las localidades de San José de la Dormida y Santa Elena.

“Con respecto al riesgo para las poblaciones, ayer directamente tuvimos a Caminiaga rodeada por fuego; eso hoy no está ocurriendo; tampoco en San Pedro, donde ayer fue complicado y similar a Caminiaga con gente evacuada, auto evacuados y mucha preocupación”, dijo Concha.

De los operativos participan guardaparques provinciales que integran el Sistema de Áreas Naturales Protegidas. Su conocimiento sobre la zona, los caminos y parajes permite que oficien de guías de las dotaciones de bomberos y brigadistas.

A su vez, desde la Secretaría de Ambiente, dependiente del Ministerio de Coordinación, trabajan de manera articulada con la Dirección de Recursos Naturales con Policía Ambiental para asistir junto a los Centros de Rescate Animal a ejemplares de la fauna silvestre en caso de detectar animales afectados por el fuego.

Por otra parte, Gobierno provincial transfirió a Caminiaga, Chuña Huasi, San Pedro Norte, San José de la Dormida y Churqui Cañada un 1.000.000 de pesos a cada localidad en concepto de Aporte del Tesoro Provincial (ATP). “Estos fondos son de carácter paliativo y serán destinados por los intendentes para afrontar gastos urgentes que surgen del combate de los incendios”, se explicó.

En tanto, el ministerio de Desarrollo Social envió este miércoles un nuevo cargamento con colchones, frazadas, alimentos, agua, leche y pañales a la localidad de Caminiaga, mientras que mañana jueves saldrá otra partida con elementos para la asistencia de los damnificados.

Como parte de estas iniciativas para asistir a la población, el Ministerio de Agricultura y Ganadería ya distribuyó las primeras 760 bolsas de alimento balanceado, cada una de 25 kilos, a unos 40 productores de las zonas afectadas que ya fueron relevadas.

La situación en San Luis

En la provincia de San Luis también la intensidad del viento en la noche del martes y las primeras horas de hoy complicó las tareas de apaciguamiento de los focos.

“De los dos frentes activos que teníamos, hay uno contenido y uno en actividad. El que está contenido es el más cercano al paraje Balde de Escudero. Vamos a continuar con acciones preventivas de perímetro”, explicó el responsable de San Luis Solidario, Damián Gómez, y detalló que el otro frente es extenso y se encuentra más alejado del paraje, cerca del límite con Córdoba.

Los bomberos y brigadistas trabajan sin descanso. Ayer por la tarde uno de los frentes avanzó rápidamente por acción del viento y cruzó la Ruta Nacional 20. Gómez informó que recién se pudo contener alrededor de las dos de la mañana de este miércoles.

Fuente: Infobae

Deja una respuesta