Kreplak sigue considerando la presencialidad en las aulas como un factor de riesgo

Forzado por la experiencia del año pasado y el costo político que tuvo la falta de una posición clara en la Provincia de Buenos Aires , Kreplak estudia el modo de llevar adelante una “presencialidad absoluta” en las aulas bonaerenses. Se vacunará en los colegios y se proveerán barbijos “de calidad” a los alumnos.

Kreplak duda sobre los efectos que podría tener la presencialidad en las aulas

«La pandemia está bajando. Hay que ver cómo evolucionan las cosas con 5 millones de personas moviéndose con el inicio de las clases», dijo el funcionario bonaerense durante el domingo en una entrevista con Radio 10.

«Ya estamos trabajando en el comienzo de clases para que no haya nuevos contagios ante la circulación masiva de gente», precisó.

Desde el inicio de la pandemia, en marzo de 2020, las escuelas han sido foco de la polémica. El gobierno de la Provincia mantuvo siempre una postura más rígida, con colegios que mantuvieron durante más de un año las clases virtuales.

De cara al ciclo lectivo 2022, y con el avance de la campaña de vacunación, Kreplak sostuvo: «Estamos trabajando para poder tener presencialidad absoluta. Ahora con la vacuna no es indispensable que garanticemos la distancia. Tenemos que garantizar el uso de barbijo de calidad. Desde primer grado con barbijo».

En ese sentido, el funcionario afirmó que se encuentran trabajando para lograr que los chicos puedan acceder a barbijos de mejor calidad, en reemplazo de los tapabocas de tela o los caseros, para poder restringir aún más los contagios.

«Tenemos que tratar de cambiar el tapaboca de tela por uno de calidad. El objetivo es proveerle el barbijo a los chicos para que usen de calidad», anticipó.

«Los trabajadores de la educación tienen las tres dosis libres y vamos a ir a vacunar a los chicos a las escuelas. Vamos a hacer un esfuerzo muy grande a partir de marzo. Estamos trabajando en un protocolo para tener presencialidad absoluta», agregó el funcionario bonaerense.

Criterios para testear

«El testeo se cambió en todo el país. Se está viendo una baja, tiene que ver a que Ómicron tiene una incubación más baja, sobre todo en las personas vacunadas», agregó el ministro de Axel Kicillof.

«Hay una caída rápida de los casos, como hemos visto en el mundo con la variante Ómicron. Se están reduciendo las internaciones también en todo el país. También la gente está llamando menos, eso lo tomamos como un factor sintomatológico», destacó Kreplak

«Lo que sucede es que los testeos es una forma de hacer diagnóstico. Con el Covid sucede que cuando uno tiene muchas enfermedades respiratorias circulando necesitás hacer un test. Llega un momento en el que hay tanta circulación que uno ya no necesita necesariamente un estudio complementario para detectar el virus», señaló.

En cuanto a la tercera ola de Covid, que sacude al país desde comienzos de año, el ministro se mostró optimista y destacó la pronunciada baja de casos que viene dándose durante las últimas semanas, aún a pesar del movimiento de personas en la costa atlántica, que viene rompiendo récords de convocatoria, según afirman desde el sector turístico.

«Está habiendo menos contagios En provincia hay un 33 por ciento menos que la semana anterior. Está bajando la pandemia. Esperemos que no tenga una subida nuevamente y que empiece un descenso continuado», concluyó el titular de la cartera sanitaria.