Vidal propone un bloque que sea un freno al kirchnerismo

La precandidata a diputada nacional por la Ciudad de Buenos Aires presentará este miércoles sus propuestas de cara a las PASO. Ponderando a la educación como eje principal de su campaña, la exgobernadora bonaerense endureció su discurso y presentó los (a su entender) dos modelos de país que se ponen en disputa en las próximas elecciones legislativas.

(Ámbito Financiero) Este miércoles la precandidata a diputada por la Ciudad de Buenos en Juntos por el Cambio, María Eugenia Vidal, anunciará junto al resto de los integrantes de la lista que encabeza cuáles son sus principales propuestas de campaña de cara a las PASO. En un acto que contará con la presencia del Jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta y la titular del PRO Patricia Bullrich, la exgobernadora bonaerense además polarizará con el oficialismo en un discurso en el que se prevén duras críticas al Gobierno y, en esa línea, también destacará qué proyectos no van a acompañar desde su espacio. «Esta no es una campaña como otras porque Argentina está de luto y no solamente por las víctimas del Covid-19 sino por los comercios que cerraron, el año y medio sin clases, y los jóvenes que dejaron el país”, adelantó sobre su discurso en un encuentro con la prensa del que participó Ámbito.

«Hasta 2019 discutimos un modelo de país y valores, pero en el último año y medio se añadió una nueva dimensión que es que el kirchnerismo entró en nuestras casas y empezó a decidir sobre nuestras vidas y lo que podemos o no hacer”, cuestionó la precandidata al tiempo que presentó los (a su entender) dos modelos de país que se ponen en disputa en las próximas elecciones legislativas: «Un camino que te quiere burro, pobre y sometido y otro que te quiere libre, seguro y con educación”.

«El Gobierno se ha mostrado sin capacidad de dar respuesta a los problemas. A esto le sumó el enojo de la sociedad porque no se bajaron el sueldo durante la pandemia, porque tuvimos un vacunatorio VIP y por la foto en Olivos que demostró que no cumplieron las normas”, sostuvo Vidal flanqueada por Martín Tetaz y Paula Oliveto desde desde el quinto piso de las oficinas del PRO, a horas del acto que encabezará en el Centro Hipermediático Experimental Latinoamericano (CheLA), lugar que funcionará como escenario del acto en el que detallará sus propuestas y al que todavía no está confirmado si asistirán Elisa Carrió y Mauricio Macri. La primera, explicó, “se está recuperando de una bronquitis”. Sobre el expresidente no hizo mención alguna.

Desde su entorno aseguraron en los últimos días que la presencia del exmandatario en la campaña porteña “ya estaba prevista desde hace tiempo”. «Era parte de la estrategia ir endureciendo el discurso”, afirman al tiempo que descartan que se busque frenar la fuga de votos por derecha, aunque miran con respeto el crecimiento de otros sectores en la Ciudad de Buenos Aires, como el espacio liderado por Javier Milei. No obstante, quienes la acompañan en las recorridas porteñas aseguran que su pase de distrito “ya fue superado” y que los principales comentarios que llegan de los vecinos son “pedidos de que esté firme”. En esa firmeza, coinciden, es donde la precandidata esta más cómoda y se la ve mejor.

No es casual que el grueso de propuestas legislativas de su espacio, que disputa en internas con los liderados por Ricardo López Murphy y con Adolfo Rubinstein, esté ligado a un fuerte compromiso con los proyectos que la coalición no acompañará, por sobre la agenda propositiva. “Nos propusimos lograr un freno a esta dirección (la del Gobierno) en el Congreso y empezar a girar en la dirección concreta, un bloque que sea un freno al kirchnerismo y les impida lograr la mayoría”, explicó.

Entre las iniciativas que la lista de Vidal se comprometió a “no votar” se encuentran la suba de impuestos “ni la creación de nuevos”. “Tampoco vamos a avalar una reforma sanitaria que le quite a la gente su obra social, algo que no se está hablando ahora pero que sabemos que está en agenda”, sostuvo Vidal. “No vamos a acompañar superpoderes para Presidente, algo que le permitiría, si fuera aprobado, cerrar las escuelas”, expuso la exgobernadora.

En línea con las iniciativas que en caso de llegar al Congreso no aprobará, Vidal también enumeró la reforma judicial. «No vamos a votar expropiaciones ni nada que avale la ocupación de tierras, como tampoco nada que atente contra las libertades ni contra la creación de trabajo”, remarcó.

Respecto a la agenda propositiva, la precandidata a diputada por la Ciudad de Buenos Aires ponderó el eje Educación, sobre el cual están promoviendo una Ley de Emergencia Educativa y una Ley de Promoción de la Actividad Educativa, para que “las escuelas estén siempre abiertas, y garantizar la presencialidad como regla y la virtualidad como una modalidad de excepción o complementaria, y que cada día de clases que se pierda se deba recuperar”.

A su turno Paula Oliveto señaló que uno de los principales puntos de la agenda es “terminar con los privilegios”. En este marco, explicó que este eje contempla un paquete legislativo que derogue los regímenes de privilegio aún vigentes para el sector público, «salvo para casos como las Fuerzas Armadas o Seguridad”, dijo.

En la misma línea planteó que buscarán que los sueldos de diputados y senadores aumenten en la misma proporción que las jubilaciones.

Coparticipación

Durante la presentación de las propuestas de campaña de cara a las PASO, los precandidatos fueron consultados sobre cómo continuará el litigio por los fondos coparticipables, luego de que la Corte Suprema de Justicia decidiera dejar de tramitar como un amparo la causa en la que el Gobierno de la Ciudad reclama que se restituya el porcentaje de coparticipación que había recibido durante la gestión de Mauricio Macri y que le fueron quitados por el presidente Alberto Fernández.

«Estamos invitando a los otros candidatos a hacer una defensa de los recursos públicos de la Ciudad”, sostuvieron y consideraron que el Congreso debe generar una nueva Ley de Coparticipación. «Tiene que ser previsible, no puede haber esquemas de transferencias automáticas ni discrecionales», señalaron.

Entre sus propuestas económicas, el espacio político propone derogar la Ley de Alquileres vigente y sancionar una nueva «para reducir barreras de entrada y que todas las partes intervinientes vean al alquiler como una oportunidad y no como un problema». En su reemplazo proponen que el plazo del alquiler sea como mínimo de dos años con extensión automática por un año más si ninguna de las partes manifiestan lo contrario dos meses antes de su vencimiento; y que el índice de actualización sea solamente de referencia para las partes, no obligatorio.

Otra de las propuestas económicas del espacio es eximir la exención de impuestos al trabajo por dos años en las nuevas altas en la plantilla de las pymes, sin limite de edad, como también prácticas profesionales formativas en puestos de trabajo y beneficios fiscales a quienes contratan titulares hasta 29 años del Potenciar Trabajo.

Además, impulsan que los jóvenes de hasta 29 años que por su trabajo son independientes y deben darse de alta en el régimen de monotributo, no paguen el impuesto por los primeros 12 meses del alta.

Sobre una posible reforma de la jornada laboral, los integrantes de la lista opositora se mostraron en contra. “Es un camino al cual todos queremos aspirar, pero la propuesta desconoce la estructura del desempleo en Argentina”, sostuvo Tetaz al tiempo que añadió: «Todos queremos llegar a una economía en la que trabajar menos, pero creemos que tiene que ser una propuesta voluntaria de las empresas, o en su defecto que haya incentivos, no una política que el Estado les imponga a las empresas”.

Como solución al problema de la inflación, Martín Tetaz propuso “independizar el Banco Central”, y que su directorio sea elegido por una mayoría especial en el Congreso de la Nación. «Necesitamos sacarle la máquina de hacer billetes al presidente y que no pueda nombrar ni remover al directorio del Banco Central, para que la autoridad monetaria se concentre sin presiones políticas en su única misión: sostener el valor de la moneda”, amplía la plataforma del espacio político.

Consultada sobre la iniciativa oficial que contempla Vidal respondió: «Para poder apoyar algo o no primero tenemos que conocerlo. Y para negociar con el Fondo tiene que haber un plan económico y el Gobierno no tiene un plan económico, ojalá no esperen hasta después de las elecciones ojalá lo planteen antes”.