El profugo es el mismo joven acusado del asesinato de Cartoccio en 2014

A fines de junio del año pasado, Juan Pablo Franchi fue noticia cuando quedó incriminado por el crimen del médico concordiense Luis Horacio Cartoccio, un hombre de 59 años que fue asesinado a cuchilladas y golpes en la cabeza, en su domicilio de calle Rivadavia y Tucumán. Medio año después, Franchi vuelve a ser noticia por el asesinato de un policía y por haber herido gravemente a otro, para luego fugarse con un arma reglamentaria.

El viernes 20 de junio del 2014, fue encontrado sin vida el cuerpo de un médico concordiense jubilado, identificado como Luis Horacio Cartoccio de 59 años de edad, en su domicilio de calle Rivadavia al 1190, recordó www.diarioriouruguay.com.ar

Cerca de las 22 horas de ese mismo viernes, efectivos de la División Operaciones y del Comando Radioeléctrico detuvieron a un joven de 26 años de edad – identificado como Juan Pablo Franchi-  que a juzgar por una serie de pruebas tiene vinculación directa con el asesinato, como el caso del testimonio de un hombre a quien Franchi fue a venderle las cosas que sustrajo de la casa del fallecido.

A eso se agregaban huellas dactilares, que para la Justicia son pruebas irrefutables de “que Juan Pablo Franchi estuvo en el lugar del hecho con la víctima”.

Las pericias que se realizan en torno al asesinato del médico Cartoccio revelaron que el asesino retornó en varias oportunidades a la vivienda donde estaba el cuerpo para robar elementos de valor.

De acuerdo a lo que publicó www.diarioriouruguay.com.ar, la autopsia realizada en la morgue judicial estableció que la víctima presentaba al menos 18 “puntazos” de arma blanca, aunque la causa del deceso habría sido un golpe en la cabeza con un objeto contundente.

La víctima tenía además una bolsa en la cabeza, elemento considero como por los investigadores como muestra ensañamiento con la víctima.