Empresario de medios, detenido por exceso de velocidad y resistencia a la autoridad

Daniel Pietroboni, titular de medios en Colón, San José y San Salvador, este jueves escapó del puesto de Bella Vista, en la autovía y ocasionó disturbios con agentes. Al ser interceptado agredió a los policías por lo que terminó preso por resistencia a la autoridad y por el exceso de velocidad.Daniel Pietroboni, dueño de Canal 10 Entre Ríos 

El empresario, de 47 años, fue detenido en la noche del jueves en el interior del departamento Uruguay, luego de una persecución policial. En el procedimiento se estableció que el conductor del Toyota, que transitaba a 190 kilómetros por hora y que había evadido un control policial, era Pietroboni.

Desde la Policía se informó que el incidente se produjo ayer en el puesto caminero de Bella Vista, en la autovía 14 en el departamento Uruguay.

Personal de la Dirección de Prevención y Seguridad Vial estaba realizando un control de tránsito con el cinemómetro unos kilómetros antes, y allí se constató que un Toyota Corolla que circulaba de norte a sur transitaba a 190 kilómetros por hora, infringiendo el artículo 51° de la Ley Nacional de Tránsito 24.449.

Dieron aviso al puesto para ser notificado de la infracción, y al llegar al control, el conductor evadió el operativo realizando una maniobra brusca y tomando por un camino interno que comunica a las localidades de San Cipriano y Pronunciamiento.

Por la situación sospechosa varios móviles comenzaron una persecución y se dio aviso a las departamentales de la zona. Finalmente, en Pronunciamiento, lograron interceptarlo.

El conductor al ser identificado, según se resaltó desde la fuerza de seguridad, intentó agredir a los uniformados. Hubo un forcejeo, hasta que finalmente fue reducido y esposado.

Comunicaron la novedad a la fiscal en turno de Concepción del Uruguay, Ana María Presas, quien dispuso la inmediata detención de Pietroboni.

El periodista fue acusado de los delitos de Resistencia a la autoridad y evasión, además deberá afrontar con el pago de una multa de 6.000 pesos por transitar a alta velocidad. En el procedimiento, también se dispuso el secuestro del Toytya Corolla de color negro.

Tras estar un día preso, en la tarde de este viernes el empresario recuperó la libertad.