Gobierno en retirada: Manzur empieza a volver a Tucumán

En el día de la Lealtd, Tucumán adelantó las elecciones locales para mediados de mayo, por lo que el Jefe de Gabinete de Alberto Fernández ya anunció: «en algún momento tengo que volver»; la falta de expectativas presidenciales lleva a los funcionarios ocupados en el Gobierno Nacional a volver al pago chico y despegarse de la Casa Rosada

En el día de la lealtad, Tucumán anunció que se despega de la Casa Rosada
En el día de la lealtad, Tucumán anunció que se despega de la Casa Rosada

El peronismo tucumano aprovechó la conmemoración del Día de la Lealtad para pisar a fondo el acelerador y marcar un prematuro inicio de la carrera electoral para la renovación de todos los cargos provinciales. En una conferencia de prensa que brindaron este mediodía, el jefe de Gabinete de la Nación y gobernador en uso de licencia, Juan Manzur, y el gobernador interino, Osvaldo Jaldo, confirmaron la decisión de adelantar las elecciones locales del año próximo para el 14 de mayo y separarlas de los comicios presidenciales.

En esos comicios, es casi un hecho de que presentará una fórmula invertida con respecto a la que ganó en 2019, con Jaldo como candidato a gobernador y Manzur, como vice. La Constitución le impide al actual jefe de Gabinete nacional competir por la reelección. La oposición sostiene que tampoco está habilitado para ser candidato a vice.

“Hoy a la mañana, el gobernador de la provincia [por Jaldo] hizo un acto institucional que quiero destacar. Hoy, el gobernador de la provincia, delante de mí, firmó el llamado a elecciones provinciales para el 14 de mayo del 2023″, anunció Manzur, quien tiene decidido dejar el cargo de jefe de Gabinete entre enero y febrero para volver a Tucumán a los fines de ponerse al frente de la campaña electoral. “Hay que esperar un poquito, en algún momento tengo que volver. Así que hay que esperar”, respondió cuando hoy le preguntaron sobre esa posibilidad.

Si bien el regreso de Manzur a la provincia podría interpretarse como una resignación a sus aspiraciones de pelear por la Presidencia de la Nación en 2023, desde su entorno consideran que, de lograr un triunfo electoral contundente el 14 de mayo en su territorio, podría quedar bien posicionado para encabezar el proyecto del kirchnerismo nacional.

Con el anuncio formalizado hoy, Tucumán se posiciona como la primera provincia gobernada por el peronismo que decide despegarse de la Casa Rosada, en la expectativa de mejorar sus chances electorales. Para poder votar anticipadamente y evitar que los comicios provinciales se realicen en agosto, dos meses antes de la elección nacional, como marca la Constitución provincial, el peronismo tucumano obtuvo el visto bueno de la Cámara en lo Contencioso Administrativo, que rechazó los planteos que había realizado la oposición. El adelantamiento electoral también tendría como finalidad debilitar a Juntos por el Cambio, alianza opositora que en Tucumán se encamina a la ruptura por la falta de consensos sobre las principales candidaturas. Además de gobernador y vice, en mayo del año próximo Tucumán elegirá 49 legisladores provinciales, 19 intendentes, 184 concejales y 93 comisionados rurales.

En declaraciones a la prensa, el jefe de Gabinete consideró que es “un acto cívico enorme” la decisión de convocar a elecciones para mayo -hasta ahora se había hablado de hacer las elecciones en junio-. “Es un acto cívico enorme, querido Osvaldo, dando previsibilidad, excediendo todos los tiempos previsibles para el llamado a elecciones. Así se hace, con tiempo, con previsibilidad, convocando a todos los tucumanos a expresarse libremente en el cuarto oscuro”, enfatizó el funcionario nacional.

Jaldo también defendió el llamado a elecciones para el 14 de mayo y aseguró que la medida está avalada por las facultades que le confiere la Constitución de Tucumán. “Como hombre de la democracia, pido respetar la Constitución. A nadie le quedan dudas de que el artículo 43 inciso 5 le da la facultad al gobernador para citar a elecciones, así que estoy obrando dentro del mandato constitucional, dentro de las leyes vigentes y las resoluciones judiciales emanadas del Poder Judicial”, argumentó. Y agregó: “Con tiempo importante de anticipación, anunciamos oficialmente el llamado a elecciones en Tucumán para que todos aquellos espacios políticos que quieran participan, tucumanos y tucumanos que quieran ser candidatos a los diferentes cargos, tengan el tiempo suficiente para prepararse para poder participar”.

Al ser consultado sobre la fórmula del oficialismo, Jaldo aclaró que “el PJ no tiene ningún candidato definido, ni a gobernador ni a vicegobernador, en el día de hoy”. Y aclaró: “Juan Manzur es el presidente del Partido Justicialista de Tucumán, el conductor del peronismo en la provincia y el vicepresidente del Movimiento Nacional Justicialista. En cuanto a mi candidatura, vamos a esperar el cronograma electoral que comienza con la firma de este decreto y que la Junta Electoral vaya fijando los términos. Cuando sea la presentación de los candidatos haremos el anuncio”.

Pese a que Manzur y Jaldo se mostraron cautos a la hora de anunciar cómo se definirán las candidaturas del Frente de Todos en Tucumán, dirigentes de ese espacio ya confirmaron que ambos integrarán la fórmula.

“El candidato a gobernador va a ser Osvaldo Jaldo y como vice, será el candidato será Juan Manzur”, aseguró en declaraciones a los medios locales el diputado nacional por Tucumán, Mario Leito, quien participó del acto en el que se anunció el adelantamiento de los comicios.

El parlamentario también adelantó que la exministra de Salud de Tucumán y actual diputada nacional del Frente de Todos, Rossana Chahla, “va a ser la candidata a intendenta del peronismo” en San Miguel de Tucumán, hoy gobernada por Germán Alfaro, de Juntos por el Cambio.

Críticas de la oposición

El adelantamiento electoral resuelto por Manzur y Jaldo no cayó bien en Juntos por el Cambio, donde todavía no hay acuerdos sobre candidaturas, lo que podría derivar en una ruptura.

Los principales referentes del sector, el intendente de la Capital, Germán Alfaro (Partido por la Justicia Social) y el diputado nacional Roberto Sánchez (UCR), están enfrascados en una tensa pulseada por ver quién encabezará la fórmula de la alianza opositora. El primero en cuestionar la decisión de que se vote el 14 de mayo fue el propio Alfaro.

“Las votaciones, según lo establecido por la Constitución provincial, tendrían que ser el segundo domingo de agosto. Que la hagan en el segundo domingo de mayo tiene su razón; en esta provincia puede suceder cualquier cosa”, disparó el intendente de San Miguel de Tucumán.

Facebook
Twitter
WhatsApp